CARTAS DE AMOR ESCRITAS DESDE EL COBRE DEL OTOÑO

Es cierto que las nuevas tecnologías nos han dado mucho, entre otras cosas que personas como yo, podamos estar escribiendo este post desde una estancia calentada por una chimenea en mitad de la Sierra de Alcaraz, entre encinas y pinos.

Pero al mismo tiempo nos privó del encanto de ciertas cosas, como por ejemplo el género epistolar, las cartas. Como las cartas de amor.

Un género que dio tanto a los enamorados, y a los escritores que utilizando las mismas contaron y contamos, historias de amor atemporales.

Cartas de amor

 

Valga por ello este pequeño tributo a los mismos desde aquí. 

Mi hermosa Aliena:

No sois vos más que mi dicha, no os aflijáis pues con mis airados desplantes al gesto dulce y sereno que presenta la nobleza de vuestro rostro.

No es más que mi sino, puesto en mi nombre, las estrellas que me guían, que inunda de oscuridad mi corazón en los momentos más confusos de la mente. Quisiera encontrar la claridad del camino,no entorpecer la verdad de sus amaneceres con mis absurdas miradas que tanto duelen…y tanto dolor me causan al mismo tiempo.

La soledad es un amargo trastorno en la tibieza de la mañana que son para mi sus caricias, la embriagadora fragancia del jardín de vuestra casa que son para mi sus miradas, desde la cómplice esquina, cuando se distrae apenas mi cabeza desdichada y mi oído despistado muta, y queda inútil para sus funciones.

Que puedo decir ahora?

Que hace mucho tiempo que no me vestía de lágrimas. Que estoy enfermo, señora, enfermo de amor, de besos, de la locura que en mi pecho provoca su distancia. De la insufrible agonía que es vivir, cuando muerto es el mejor abrigo que encuentro a mi derrota, viendo como caen segundos…y mi soledad es eterna y su figura es perenne en mi cabeza e intangible a mis manos al mismo tiempo.

Si, es cierto, estoy triste. Me siento desdichado mi querida dama. Estoy enfermo, y mi mal por desgracia para mi sangre no sana postrando me unos días en el lecho, o mirando por la ventana, como Nostradamus, a sus estrellas.

¿Si pudiese al menos, saber interpretar sus palabras con esos vivaces destellos?

Intento desnudar mi alma, mi pecho, mi nostalgia en esta carta. Es que sufren mis sentidos a sus besos, lanzados sin mirar quien hace uso de ellos sin mancillar el destino donde posas los labios profesando amor eterno, pasando por cualquiera de los males que os guardan.

Mi dulce Aliena, mil voces en la cabeza claman, atormentan mi descanso placido, no permiten a los ojos ver con el espejo del alma, y a pesar de ser un loco, perdido por mis mil pasillos intrincados buscando…alguna esmerada ventana de luz, o alguna vela graciosa en una mano aventajada mostrandose de guía displicente, no dejo de pensar en nada cuando vuestra presencia lo inunda todo.

Sigo soñando su llegada, sigo esperando que su mano de seda guíe mi figura fantasmal en los largos pasillos de la vida.

Sigo esperando por sus besos, sin sufrir cuando la ignominia del desamparo que profesa la ignorancia, ataque mi débil cuerpo…resistiré por seguir siendo quien os enamoro una vez, señora, y no este loco que ahora me suplanta vestido de débil cuerdo. Visito su seda cada noche, mi dama, dormís con mi recuerdo.

Esta es una muestra de lo que las cartas pueden concedernos en una relación, pueden dar y recibir, nos acercan al idilio, a la persona alejada, a la imagen del recuerdo permanente e imborrable de nuestros segundos en el día a día que no acaba para poder estrechar en nuestros brazos todas las cosas que ahora decimos y que sin embargo al estar juntos no sabemos o no podemos decir…

Si te ha gustado, porque no me ayudas a compartirlo para que más gente pueda disfrutar de ello como tú? o si lo prefieres, déjame un comentario, aquí mismo, justo debajo de estas líneas.

Nos vemos en la siguiente entrada 😉

J.C. Sanchez

¿Te gustó? ¡Compártelo!

FacebookTwitterGoogleTumblrLinkedInPinterest

Posts Relaciondos

JC Sanchez
jcs@jcsanchez.eu
4 Comentarios
  • Carol
    Publicado a las 07:55h, 08 Enero Responder

    José Carlos, me has emocionado. Ya no quedan cosas así en las que un enamorado pone negro sobre blanco sus sentimientos, tomándose su tiempo.
    Es una pena que se haya perdido pero como tu bien dices, a cambio puedes enviarnos esta maravilla desde cualquier lugar del mundo.

    • Jose Carlos
      Publicado a las 19:46h, 09 Enero Responder

      Muchas gracias por tu comentario Carol.
      Es cierto que cada día sustituimos más el papel por las tecnologías de pantalla, algo más frías y distantes que el papel, en cuanto a la transmisión de sentimiento y emociones. No obstante, siempre nos queda el universo Whatsaap, de gran uso a día de hoy. En breve, todos aquellos que estén suscritos a este blog podréis disfrutar de un ebook de manera gratuita con lo que llamaré precisamente así, los poemas del Whatsaap. En el fondo da igual la plataforma que se use, el caso es que se siga transmitiendo emoción y sentimientos, enamorando, y enamorándose, emocionando, y emocionandose…porque en esta vida hay pocas cosas más intensas y merecedoras de ello, no? 😉

  • タジマ コンポジションビニル床タイル 「Cタイル」 304.8×304.8 【厚2mm】 5
    Publicado a las 08:34h, 22 Septiembre Responder

    。私は本当にあなたが言っていたものを楽しみました。あなたは絶対にこの主題に新しい音声をもたらすので、続けます。ない多くの人々はホードが言ったことを言うとまだそれは興味深いものになります。まあ、少なくともイム興味。あなたからこのの詳細を参照するのを待つ傾けます。

    • Jose Carlos
      Publicado a las 09:15h, 22 Septiembre Responder

      Voy a responder el comentario tras la publicación de una traducción del mismo del japonés en el que está escrito: Me gustó mucho lo que tenía que decir que es . Desde le trae una nueva voz a la absoluta en este tema, que va a continuar. Mucha gente va a ser algo sin embargo, es interesante que decir que el tesoro dijo que no. Bueno, al menos estoy interesado . Inclinación esperar de hacer referencia a esta para más información.

      Muchas gracias por el comentario. Bienvenida/o a este blog. Gratamente sorprendido por el seguimiento desde una tierra a la que le tengo una profunda admiración, Japón, y a la que espero poder viajar alguna vez en mi vida.
      El amor tiene estas cuestiones, las cartas nos trasladan emociones de una manera que las redes sociales con su inmediatez no pueden.
      La tristeza tiene distintos caminos para llegar a uno en forma de sentimientos que nos abran y broten del pecho llegando a su destinatario.
      No estoy seguro de haber respondido al comentario. El idioma se me antoja complejo, no obstante espero haberlo hecho, sino aquí estamos.
      Muchas gracias.

Publicar un comentario

¿QUIERES SOÑAR ENTRE HISTORIAS?
Suscríbete a mi blog y cada día viviras un mundo de emociones excitantes diseñadas para ti.
Su datos nunca seran compartidos con terceras partes.

Diez detalles más que os ayudarán a conocerme mejor:

[vc_row row_type="row" use_row_as_full_screen_section="no" type="full_width" angled_section="no" text_align="left" background_image_as_pattern="without_pattern" css_animation=""][vc_column]

Soy muy deportista. Todos los días practico deporte si mi espalda me lo permite. Ando, corro, nado, o practico yoga, pilates o alguna sesión de otra actividad dirigida. Me aburren un poco las pesas, he de reconocerlo. Quizá por el mucho tiempo que tuve que hacerlo cuando jugaba al baloncesto. Anda, ¿no os lo he dicho? Mi vida ha estado ligada al karate y al baloncesto desde los cuatro y nueve años respectivamente.

Soy un poco culo de mal asiento, es cierto. Tiendo a aburrirme si no tengo alicientes que me reten a algo nuevo cada día.

Me gusta reírme. ¿A quién no, verdad? No, no, pero a mí me gusta hacerlo incluso de mí mismo. Eso es menos frecuente, ¿eh? Sí, soy un poco payaso.

Me encanta leer poesía cuando estoy solo. Sentarme en algún lugar tranquilo, sobre todo por la noche, escuchar el silencio y meterme dentro de cada verso. Sentirlo.

Suelo leer tres o cuatro libros a la vez. No me preguntéis por qué, porque no puedo explicarlo, pero es así desde hace ya no sé cuánto tiempo. Llámalo manías.

Soy un romántico sentimental sin remedio. Una de mis obras favoritas es Cyrano de Bergerac, de Edmond Rostand.

Me gusta mucho el cine. Y cuando digo mucho, es casi todo. Desde las películas que me hacen pensar hasta las que sólo tienen ruidos de persecuciones y disparos. Un detalle, pero no se lo digáis a nadie, ¿de acuerdo?: los musicales también. Estuve más de un mes cantando por todos sitios las canciones de Moulin Rouge.

Me apasiona la Historia, y la Historia medieval en particular. Participé en la escritura de Codex Templi (2005)*link, un ensayo sobre la Orden del Temple.

Soy un enamorado convencido del género humano. Sigo creyendo en el ser humano a pesar de los pesares y de lo mucho que se empeñan en hacerme cambiar de opinión. Figuras como Jose Luis Sampedro, Vicente Ferrer, entre otros, son una referencia. Ferviente devoto de esta frase: “El hombre es bueno por naturaleza, es la sociedad la que lo corrompe”. Ahí tenéis a Rosseau: coge una frase de Aristóteles, dale un par de toques y, oye…toda una filosofía nueva ¿no?

Creo en la ilusión, la perseverancia, el esfuerzo, la entrega, la generosidad y la confianza en uno mismo y en los demás.

[vc_separator type="transparent" up="10" down="10"][vc_column_text]Todas estas cosas, además de una buena dosis de locura y las ganas de contar lo que pasa por mi cabeza, me llevaron a crear mi blog a finales del año 2013. Y es ahora, en este año 2015, cuando he decidido dimitir de mi puesto de trabajo en una multinacional para dedicarme a mi sueño de contar historias. Descubre cómo empecé a hacerlo.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]