what it’s crisis? Mentiras e inacciones para continuistas

¿Qué es crisis?

 

El término hace un tiempo que está demasiado “manoseado”, siempre a mi juicio.

 

Utilizado, usad por personas que en el fondo no saben qué es eso, porque les va la vida demasiado bien, afortunados ellos, como para pararse a pensar en lo que conlleva. Mentiras para poder seguir aupados a un atril que no les corresponde. Mentiras que derivan en inacción. Inacción que deriva en depresión. Depresión que termina en ruina.

 

Mentiras e inacciones para continuistas de un “statu”, que nunca debió convertirse en “quo”. Mentiras e inacciones que permiten que el rico carente de corazón continúe en la poltrona y el débil de espíritu, el perdido, el que consideró que era mejor no preocuparse de su formación, el que pretendió creer que dinero en el bolsillo presa, que de mi futuro ya se encargan otros ahora vagabundee por la vida sin rumbo fijo.

 

Para toda esta realidad, hoy quiero volver a recordar un texto de un personaje extraño, quizá lelo, de los que los eruditos de su momento, consideraban un torpe y un ser poco inteligente porque suspendía asignaturas. Alguien que puede parecerse a alguno de los que ahora pueblan las aulas en nuestras escuelas y universidades, o alguno de los que pueblan las colas de los aeropuertos para buscarse la vida lejos de su casa.

 

Quiero traer hasta este folio blanco del ordenador hoy, lo que pensaba un tipo como Einstein, de esto de la crisis.

 

No pretendamos que las cosas cambien, si siempre hacemos lo mismo. La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque la crisis trae progresos. 

La creatividad nace de la angustia como el día nace de la noche oscura. Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar superado.

Quien atribuye a la crisis sus penurias y fracasos, violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones.

La verdadera crisis es la crisis de la INCOMPETENCIA.

El inconveniente de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y soluciones. Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin crisis no hay méritos.

Es en la crisis donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia. Hablar de crisis es promoverla, y callar en la crisis es exaltar el conformismo. En vez de esto, trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única crisis amenazadora, que es la tragedia de no querer luchar por superarla” 

 

Después de este texto, escrito hace bastante tiempo, y a lo mejor en otro momento histórico, ¿aún piensas, que no puedes hacer NADA? ¿aún piensas que tienes la CULPA de TODO?,

 

Sólo eres culpable de no VIVIR cómo quieres.

einstein

Albert Einstein

J.C. Sanchez

¿Te gustó? ¡Compártelo!

FacebookTwitterGoogleTumblrLinkedInPinterest

Posts Relaciondos

JC Sanchez
jcs@jcsanchez.eu
Sin comentarios

Publicar un comentario